jueves, 25 de octubre de 2018

Anesco está que arde con Asoport.


"Se están vengando".

Puertos y Navieras 25/10/2018


Por los Fareros.


La patronal de las empresas estibadoras, que dice representar al 70% de las empresas de manipulación de mercancías en los puertos españoles, está que arde con su hermana pequeña Asoport. En privado dicen las peores cosas, como que se están vengando ahora dejándoles solos en la negociación frente a Coordinadora. La realidad es que entre los distintos componentes de Anesco ha sentado fatal el rechazo silencioso de Asoport a sentarse a negociar con ellos   Coordinadora el quinto acuerdo marco.


Creen que es una maniobra sectaria y que solo pretende perjudicarles y dejarles solos ante el peligro, y destruir la nueva Anesco. La realidad es que Asoport está ahora en una posición muy cómoda de ver cómo Anesco tiene que lidiar en solitario con Coordinadora.

Para Asoport, todo lo que logre Anesco será bueno para ellos, y lo que no les guste lo impugnarán en los tribunales o vía la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, que parece que controlan, y que para Anesco es una vergüenza que Joaquín Coello, presidente de Asoport, dispusiese por lo que les parece a ellos de información confidencial de la CNMC, por dónde iban a ir los tiros con las multas por la subrogación obligatoria, y encima lo hiciese público.

Así las cosas, la situación es tensa. 

Recordando la historia, Asoport, la asociación creada por Gonzalo Alvargonzález, dueño y presidente del grupo Ership, dedicado sobre todo a los graneles, es parte de la desmembración de Anesco al escindirse entre prácticamente las grandes empresas de terminales juntos con las grandes navieras y por otro lado los pequeños terminalistas.

La representatividad de cada área se acepta que es del 70% a favor de Anesco y del 30% a favor de Asopot. Lo que ocurre es que algunos terminalistas grandes, como Bergé, no se asociaron a Asoport, por lo que hay ahí unas zonas en sombra de a quiénes representa Asoport: para algunos representa solo los intereses únicos de Alvargonzález, mientras que para otros en el fondo representa también los intereses de Bergé y de los terminalistas que no están, incluso de algunos que están en Anesco pero preferirían no estarlo.

La cuestión es que ahora, por mucho que diga Anesco, las tornas se han vuelto y les toca a ellos mover ficha, mientras que Asoport ve los toros desde la barrera. 

Su nula implicación visible, la invisible se sospecha por Anesco, en todo el conflicto de la estiba les hace estar todavía al socaire de conflictos con Coordinadora, con la que curiosamente llegan a acuerdos muy provechosos para Coordinadora, mientras que en las negociaciones puerto a puerto logra mejores acuerdos negociando punto a punto. Y para mayor escarnio según Anesco concede a Coordinadora lo que niega que ellos hagan con el sindicato de estibadores. Están que echan chispas.

Así las cosas, Asoport no tiene ningún incentivo para resolver la situación de impasse que se ha creado.

Por otro lado además, cómodamente, disfruta de que PiPE, la Plataforma de Inversores Portuarios Españoles, que tiene una muy mala prensa ante lo estibadores, dirigida por José Luis Almazán, soporte los ataques de éstos por las denuncias ante la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia y Bruselas.



"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu