martes, 17 de julio de 2018

Las sombras de la era Mariano-Pastor-Llorca

El favorecimiento de unos y el perjuicio de otros


Puertos y Navieras 17/07/2018

Por los Fareros portuarios.


El Boletín Oficial del Estado ha publicado el cese del que ha sido durante más de 10 años el presidente de Puertos del Estado en dos fases con Cascos y con Mariano Rajoy.


La era Llorca, sobre todo esta última, ha sido la de presidir el favorecimiento de unos intereses y el perjuicio de otros. Su política tendente a quitarnos la libertad de actuación a los puertos se ha consumado en medidas extraordinariamente dañinas.
En primer lugar, el claro favorecimiento de los concesionarios especialmente extranjeros en los puertos con su ley de ampliación de plazos, que nos ha quitado la libertad de actuación sobre los puertos a sus naturales gestores, las Autoridades Portuarias. 

Bajo la capa de unas medidas urgentes para reactivar la economía cuando ya en el año 2015 había pasado lo peor de la crisis, Ana Pastor y José Llorca pero principalmente éste, promovieron unas medidas que han quitado la posibilidad de actuación de las Autoridades Portuarias sobre los concesionarios, que ahora tienen muchos más años de plazo de actuación.

Una medida claramente regresiva y antiautonómica fue llevada por la vía rápida y contundente del decretazo y después la ley.

La medida fue acompañada de abundante propaganda mediática de los lobbies interesados en ello como PIPE, un lobby fabricado ad hoc para defender los intereses, por ejemplo de Ángel Pérez Maura que dio el pelotazo de vender la empresa más grande entonces, de terminales portuarias españolas a los escasos días de promulgarse la ley que favorecía estos plazos dilatados en la gestión de los puertos. 
No hay ahora ningún gestor portuario que pueda manejar un puerto con concesiones que trascienden ya no solo a su mandato y el de su sucesor, sino a la vida de sus hijos y quizá sus nietos, otro ejemplo de favorecimiento claro ha sido la fallida reforma de la estiba donde además Llorca, Pastor y de la Serna con el transfondo de Mariano Rajoy se las han apañado para que la reforma de la estiba no sea tal y el coste vuelva a caer sobre los hombros de nuestras Autoridades Portuarias.El coste una vez más de favorecer a los intereses de los concesionarios de los puertos sobre todo los grandes en subvencionarles su responsabilidad sobre los pasivos de los estibadores, y el sarcasmo es a cargo del Puerto local.

Cuando cualquier otra empresa española tiene que hacer frente a su responsabilidad social y las indemnizaciones de sus trabajadores si cae en una crisis en el caso de las sociedades dedicadas a la estiba, el Estado cargará de entrada con el total de las indemnizaciones y eso para empezar.

Una vez más Llorca, Pastor, de la Serna y Mariano Rajoy se las han arreglado para transferir ese coste a las arcas de las Autoridades Portuarias en una cacicada que no tiene nombre.

El caso es que nuestro PSOE dando pruebas de una sospechosa connivencia ha guardado silencio cuando dominando la mitad de los puertos españoles y con la segura alianza de vascos y catalanes podían haber hecho descarrilar la operación. 
Termina así y esperemos que por mucho tiempo la era Llorca, habiendo hecho un daño inmenso a la capacidad de gestión autónoma de los puertos españoles en beneficio de unos concretos intereses empresariales.

Ya veremos si las puertas giratorias no acaban confirmando el toma y daca en esta operación como por ejemplo ya ha salido, que el 
ex diputado Andrés Ayala traspasó a su mujer las acciones de sociedades que asesoran a empresas de casinos para que en cuanto dejó el acta de diputado retomarlas mientras que su mujer firmaba contratos con Aena en nombre de grupos de juego y de casinos


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu