lunes, 26 de febrero de 2018

La APV toma la iniciativa y asume el estudio del Corredor Sagunto-Valencia

La Autoridad Portuaria de Valencia quiere remitir al Ministerio de Fomento a finales de este año o a comienzos de 2019 un exhaustivo estudio con la mejor opción para desarrollar el Corredor Sagunto-Valencia, un estudio que el Departamento que dirige Íñigo de la Serna se ha comprometido a asumir

Veintepies 26/02/2018

La Autoridad Portuaria de Valencia y el Ministerio de Fomento van a firmar en breve un protocolo de colaboración con el objetivo de avanzar en el desarrollo y ejecución del Corredor Sagunto-Valencia. En esencia, este protocolo supone que la APV asume la realización y coste del estudio que debe poner encima de la mesa las posibilidades más realistas para hacer posible la puesta en marcha de dicho corredor. 

pic
Francesc Sánchez, Aurelio Martínez y Luis Felipe Martínez


Según anunció Aurelio Martínez, presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia, tras el Consejo de Administración del ente portuario del pasado viernes, dicho estudio contemplaría todas las posibilidades que contemplen un acceso directo entre ambos puertos. Según el presidente de Valenciaport, el Ministerio de Fomento se habría comprometido a asumir ese estudio una vez esté finalizado.

Aunque los plazos aún no están del todo definidos, la APV quiere firmar ese protocolo en el mes de marzo, para adjudicarlo cuanto antes y poder contar con el mismo a finales de este año o comienzos de 2019.

Sin embargo, ese compromiso de asunción por parte del Ministerio no incluye, de momento, un compromiso firme para asumir la financiación del proyecto. Aurelio Martínez reconoce que “es una obra cara”, con un coste estimado de unos 450 millones de euros, “una cifra que variará en función del proyecto final”, reconocen fuentes de la Autoridad Portuaria de Valencia. En la situación actual, la Generalitat Valenciana no tiene capacidad para asumir ese coste. La Autoridad Portuaria, por su parte, aunque cuenta con unas cuentas “bastante saneadas”, según Martínez, tiene complicado financiar la infraestructura debido a las inversiones que el ente portuario debe acometer en los próximos años. Por tanto, “hemos traslado al Ministerio la necesidades de que asuman una gran parte del coste de la obra”, afirmó el viernes Aurelio Martínez.

Preguntado por la posibilidad de que el sector privado colabore en la financiación de la obra, el presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia se mostraba algo escéptico. “Si una rentabilidad atractiva para el sector privado oscilaría entre el 12% y el 15%, esto supondría que el traslado de esos costes al usuario final sería alto”, asegura el presidente de Valenciaport, que advierte que de ocurrir esto, “corremos el riesgo de contar con una infraestructura infrautilizada, a pesar de que pueda ser más barato que recorrer esos 20 kilómetros adicionales” para acceder al puerto por el sur. Por tanto, “para que el precio que se traslade al usuario sea razonable”, la rentabilidad sería inferior a ese 12-15%, por lo que “no veo posible una participación del sector privado”.

Con todo, tal y como repitió en varias ocasiones Aurelio Martínez, hasta que no esté finalizado ese estudio hablar de costes “es aventurado”. Lo que parece claro es que la única opción es que ese acceso sea realice a través de un túnel terrestre, que no implicaría al término municipal de Valencia -tal y como aseguró Ribó el pasado viernes- y que desecharía, por el momento, la idea de un túnel por el mar, algo “cocinado” en el Palau de la Generalitat.

Sin embargo, el proceso que comenzará en breve no debe hacer olvidar, según el presidente de la Autoridad Portuaria de Valencia, la necesidad de contar con esta infraestructura cuanto antes. Por un lado, “Sagunto se está convirtiendo en un centro intermodal de primer orden, con un crecimiento industrial considerable”. 

Por otro, el desarrollo y comercialización de la Ampliación Norte del puerto de Valencia y la Zona de Actividades Logísticas, serán una realidad en unos cuantos años, por lo que “es absolutamente vital y necesario para el crecimiento del puerto de Valencia el desarrollo del Corredor Sagunto-Valencia”, advirtió el presidente de Valenciaport.

En cualquier caso, la construcción y puesta en marcha de dicho corredor será algo que se produzca a medio y largo plazo, en un período de entre seis y siete años, por lo que, por el momento, a la Autoridad Portuaria de Valencia no le preocupa que la Ampliación Norte se encuentre en funcionamiento sin ese corredor. 

La APV quiere sacar a licitación los pliegos de la Ampliación después del verano, por lo que la adjudicación de la misma podría llevarse a cabo a finales de este año o comienzos del que viene. Teniendo en cuenta la cantidad de trabajo e inversiones que deberían llevarse a cabo en la zona, Aurelio Martínez estima que sería complicado que antes de 2013 o 2024 “los tráficos generados en la Ampliación afectaran al funcionamiento del puerto”.

Los plazos para el Corredor Sagunto-Valencia serían algo más largos. “Suponiendo que el Ministerio aceptara nuestro proyecto inicial, y suponiendo que las tuneladoras comenzaran el trabajo dentro de nuestras previsiones, podríamos hablar de un plazo de finalización entre 2023 o 2025”. 

Estiba
Por otro lado, el ‘impass’ que vive el sector de la estiba en Valencia también ocupó buena parte del Consejo de Administración del pasado viernes. Tal y como reconoció Aurelio Martínez, empresas y trabajadores están a la espera del desarrollo del segundo Real Decreto -“que en mi opinión se está alargando en exceso”- para rubricar un acuerdo definitivo.

Ante la situación de acuerdo en Algeciras o en Barcelona, y la posibilidad de que Valencia pudiera transmitir cierta imagen de “inestabilidad”, el presidente de Valenciaport desdramatiza asegurando que “los usuarios del puerto saben que hay normalidad en la operativa y no creo que la bajada de los tráficos tenga relación con ese impass que vive el sector de la estiba en Valencia”.

La situación del puerto de Sagunto “es más tensa”, sobre todo teniendo en cuenta la más que posible disolución de la SAGEP del recinto del Camp de Morvedre. “Estaremos atento a la evolución del conflicto”, reconoció Martínez, que también aseguró que ese conflicto “no se extenderá a Valencia”.

OTROS ACUERDOS DEL CONSEJO DE ADMINISTRACIÓN
1.- Carmen de Puig ha sido nombrada secretaria de los Consejos de Navegación y Puerto de los puertos de Valencia, de Sagunto y de Gandía, mientras que Luis Felipe Martínez ha sido designado secretario suplente.

2.- Otorgamiento a Copitrans y Transportes Remedios Torres de dos concesiones administrativas en la Ampliación Sur para el desarrollo de sus actividades por un período de ocho años prorrogables uno más.

3.- Otorgamiento a Valencia Container Depot Spain de una concesión administrativa por coho años de 30.723 metros cuadrados en la Ampliación Norte del Puerto de Valencia para instalar un depot de contenedores.

4.- El Consejo de la APV también acordo ampliar el plazo acordado con Valencia Terminal Europa para la construcción de los silos de almacenamiento de vehículos. Según el acuerdo, deberán iniciarse antes del 1 de abril de 2018 y terminar antes del 1 de noviembre de 2019. Según la Autoridad Portuaria de Valencia, la concesionaria estaría buscando una nueva empresa constructora que llevara a cabo los trabajos de construcción.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu