miércoles, 3 de mayo de 2017

Francisco Lorente: “Después de 35 años, MSC España tiene el futuro asegurado”

Con motivo de la celebración del 35 Aniversario del establecimiento de MSC en España, el presidente de la compañía, Francisco Lorente, hace balance de lo que ha sido la historia de la segunda naviera del mundo en España, no esconde su visión sobre el conflicto de la estiba y reconoce abiertamente que el éxito de la compañía y el del puerto de Valencia están indisolublemente unidos

Veintepies 03/05/2017

2 de mayo de 1982. MSC España comienza a andar, y lo hace de la mano de Alberto Hurtado, Carlos Ramos y Francisco Lorente. Estos tres profesionales se convierten, sin ellos imaginarlo, en el germen de un gigante empresarial que da empleo de forma directa a más de 700 personas -únicamente en la agencia- y a más de 2.000 de forma indirecta si sumamos los empleos de todo el grupo. 

pic
Francisco Lorente, presidente de MSC España, con el puerto de Valencia al fondo


¿Cómo se llega a esto? ¿Cómo el trabajo de tres personas logra desembocar en lo que es hoy en día MSC España? “Pues con gran capacidad de esfuerzo y sacrificio desde el principio, que es lo que asegura el éxito. Es cierto que el talento es importante, aunque es una parte mínima”, asegura Francisco Lorente, presidente de MSC España, una persona que conoce muy bien el mundo del transporte marítimo, no sólo por su desempeño en MSC, sino por venir de una generación de portuarios. 

“En su momento fuimos un poco innovadores en nuestra llegada a España. No hay que olvidar la compañía para la que trabajamos, un icono y una referencia que siempre ayuda a trabajar mejor”, rememora Lorente, que tiene un recuerdo especial para Carlos Ramos: “Para mi ha sido un privilegio navegar junto a Carlos Ramos, a quien siempre he considerado todo un icono de nuestra industria”. 

Una de las claves del éxito fue que MSC tuvo la visión de establecer su propia sede en los puertos importantes, lo que determinó un antes y un después. “España fue el primer país donde la naviera se establece con su propio nombre. Fuimos los pioneros de este proyecto que luego se extendió al resto de países”.

En la actualidad, MSC está prácticamente presente en todas las ramas del transporte y la cadena logística, aunque por el momento la firma no ha creado su propia empresa transitaria. 

“Cuando empezamos, el 90% de nuestra carga de trabajo provenía de las empresas transitarias, dejando el resto para carga directa. Hoy en día estos porcentajes han cambiado, y hemos conseguido que el 30% de nuestro trabajo provenga de la carga directa”, asegura Lorente, que además pone encima de la mesa que la tendencia en Europa es ir reduciendo poco a poco el peso del transitario. 

“Creo que las empresas transitarias deben hacer un cambio en su modelo de trabajo. Aquel transitario que sepa darle un valor añadido a su servicio prevalecerá, el transitario de ordenador y oficina lo tendrá muy difícil. Nosotros no hemos tenido vocación de crear una empresa transitaria, no sería ético con nuestros clientes. Hoy en día, el transitario tiene un aliado en MSC”.

Lorente asegura que, a pesar de “estar todavía al principio del camino”, ninguna de las tres 
personas que dieron vida al proyecto “pensamos que íbamos a llegar a dónde hemos llegado”. 

Sin embargo, “siempre queremos auto exigirnos más y no someternos a la autocomplacencia. 

Creemos en el esfuerzo, en tratar de seguir siendo líderes y en seguir siendo necesarios”, adelanta Lorente.

Una de las vocaciones de MSC siempre ha sido la de ser una parte importante de la industria local y ayudar en su desarrollo. “El caso de Castellón es paradigmático. Ya en 1978 cargábamos en el puerto de Castellón mercancía ‘break bulk’ para puertos del norte de África. En la actualidad realizamos más de 90.000 movimientos en el puerto de Castellón, siempre convencidos del papel que podemos realizar a la hora de apoyar a una industria tan importante como la del azulejo”.

MSC comenzó en España con sedes en Barcelona y Valencia. “Cuando empezamos, el puerto de Barcelona era el más apoyado por todos. Por eso, nos produjo mucha satisfacción comenzar a escalar en el puerto de Valencia”, recuerda Lorente, que reconoce que “siempre ha habido competencia dentro de la empresa por ver quién cargaba los contenedores, aunque una competencia siempre leal y mirando por el bien de la empresa”. Después de Barcelona y Valencia “pusimos en marcha una red de oficinas propias en España muy importante. Creamos Bilbao, Cádiz, Vigo, Canarias, Madrid, Tarragona, Alicante, Cartagena, Zaragoza,… Ahora, lo importante es que el contenedor lo cargue MSC, da igual dónde”.

MSC y Valenciaport
Hablar del éxito de MSC en España es hablar de su relación con el puerto de Valencia. Francisco Lorente pone en valor la labor de muchos presidentes de la Autoridad Portuaria de Valencia, “que fueron más allá de su papel de meros funcionarios. Quiero destacar especialmente el papel de Rafael Del Moral, que fue un visionario en su momento y el gran artífice de lo que es hoy el puerto de Valencia”. 

pic
Francisco Lorente, presidente de MSC España



Lorente echa la vista atrás, hasta la creación de Terport de la mano de varios empresarios, y sobre todo gracias al papel jugado por Fernando González. “Prácticamente a los cuatro días de crear la empresa ya se nos quedó pequeña. La llegada de Perfecto Palacio y su hijo y la creación de Marítima Valenciana fue clave para nuestro crecimiento y para el del puerto de Valencia”. Esta terminal, capaz de competir con las más grandes e importantes del entorno, hace decidirse a MSC y comenzar a trabajar con ella.

Sin embargo, MSC sigue creciendo en esos años, y va necesitando más. “Nuestro crecimiento nos hizo plantearnos crear nuestra propia terminal en Valencia. El hecho de que la compañía apostara por buques cada vez más grandes y además el hecho de que no queríamos esperar turno en la terminal pública, nos hizo decantarnos por construir nuestra propia terminal en el puerto de Valencia”. La puesta en marcha de las instalaciones del Muelle de Fangos y la colaboración que mantiene MSC con Noatum Container Terminal Valencia “nos ha conducido a mover más de tres millones de contenedores al año” en la capital del Turia.

El presente y el futuro de MSC en España puede pasar por muchos sitios, pero ineludiblemente pasa por el puerto de Valencia. “Valenciaport ofrece un gran futuro. Está muy bien dotado tanto en servicios como en infraestructuras para poder afrontar con éxito los próximos 20 años en el negocio del transporte marítimo, sobre todo para atender a los grandes megabuques”.

Estiba
Francisco Lorente no puede evitar cambiar el gesto cuando el conflicto de la estiba asoma en la conversación. Si bien asegura que “somos personas cabales y profesionales y todos con sentido común, tenemos que saber conservar este bienestar que hemos conseguido entre todos”.

El presidente de MSC España reconoce que “es evidente que se ha perdido carga, en el puerto de Valencia donde más”, aunque no es capaz de cuatificar específicamente lo que se ha perdido. Con todo, Lorente critica el “perfil quitojesco” que se ha visto en el puerto de Valencia durante el conflicto, un perfil “que está cada día más desfasado”, y más teniendo en cuenta “cómo se frotan las manos otros puertos cuando se anuncian los desvíos de buques”. Por ello, Lorente anima a “reaccionar” y “no hacer más fuego con las ramas de nuestro árbol caído. 

Ahora es momento de buscar soluciones que satisfagan a ambas partes”, ya que la situación actual “crea inestabilidad”. 

“A mí no me importa lo que pueda cobrar un estibador. Sí que incido más en cuestiones más operativas, como la puntualidad o las condiciones en las que algunos estibadores puedan llegar a su puesto de trabajo”, denuncia Lorente.

El presidente de MSC denuncia además el papel que ha jugado la Administración Central en todo este conflicto: “Los políticos en España no han destacado por saber solucionar los problemas que ha tenido el sector de la estiba en este país”. Hay un marco europeo en el que la solución ha de basarse, afirma Lorente, “pero el Gobierno, que ha tenido una mayoría absoluta, quiere cerrar ahora el proyecto con demasiadas prisas, cuando sabía que la reforma de la estiba era una patata caliente que tenía que solucionar. No creo que el papel de los políticos sea el de solucionar los problemas de la estiba”.

Tráfico reefer
A pesar de la complejidad de este tipo de tráfico, “en el momento en que decidimos entrar en este segmento del shipping lo hacemos con pasión e intensidad”, afirma Lorente. “Poco a poco nos hemos ido haciendo un hueco. Además, hemos contado con el apoyo de nuestros clientes. 

Hemos invertido y hecho una apuesta muy grande tanto en la adaptación de los buques como en la adquisición de una flota de contenedores”, afirma el presidente de MSC.

“Hemos dotado a nuestra gente de capacidad y formación, y creemos que vamos a seguir creciendo en este segmento, sobre todo gracias a un equipo capitaneado por Julio Néstar”, asegura Lorente.

Futuro
¿Y a partir de ahora? “MSC tiene 47 años. MSC España cumplimos 35 años. Estamos prácticamente en pañales”, asegura Lorente. “La compañía, gracias a las nuevas generaciones, tiene el futuro asegurado. Ahora tenemos que prestar más atención a los avances tecnológicos, tanto en España como a nivel global”. De hecho, Lorente avanza que MSC está elaborando “un proyecto informático para que nuestros clientes se acerquen a nosotros de una manera más directa”.

“En cuanto a mí, Paco Lorente no es nadie. He tenido la suerte de trabajar en una compañía magnífica. Desde la central siempre han depositado en nosotros una confianza total, y jamás se nos ha reprochado nada. Sigo teniendo mucha energía y capacidad, y quiero seguir siendo útil. Ahora tengo un compromiso con la presidencia de continuar unos años más”, afirma Lorente. 

“Estoy satisfecho de la gente que viene detrás. Está muy bien preparada y con un gran compromiso. Espero que las personas que recojan el testigo me hagan un poco malo”.
Sin embargo, MSC sigue creciendo en esos años, y va necesitando más. “Nuestro crecimiento nos hizo plantearnos crear nuestra propia terminal en Valencia. El hecho de que la compañía apostara por buques cada vez más grandes y además el hecho de que no queríamos esperar turno en la terminal pública, nos hizo decantarnos por construir nuestra propia terminal en el puerto de Valencia”. La puesta en marcha de las instalaciones del Muelle de Fangos y la colaboración que mantiene MSC con Noatum Container Terminal Valencia “nos ha conducido a mover más de tres millones de contenedores al año” en la capital del Turia.

El presente y el futuro de MSC en España puede pasar por muchos sitios, pero ineludiblemente pasa por el puerto de Valencia. “Valenciaport ofrece un gran futuro. Está muy bien dotado tanto en servicios como en infraestructuras para poder afrontar con éxito los próximos 20 años en el negocio del transporte marítimo, sobre todo para atender a los grandes megabuques”.

Estiba
Francisco Lorente no puede evitar cambiar el gesto cuando el conflicto de la estiba asoma en la conversación. Si bien asegura que “somos personas cabales y profesionales y todos con sentido común, tenemos que saber conservar este bienestar que hemos conseguido entre todos”.

El presidente de MSC España reconoce que “es evidente que se ha perdido carga, en el puerto de Valencia donde más”, aunque no es capaz de cuatificar específicamente lo que se ha perdido. Con todo, Lorente critica el “perfil quitojesco” que se ha visto en el puerto de Valencia durante el conflicto, un perfil “que está cada día más desfasado”, y más teniendo en cuenta “cómo se frotan las manos otros puertos cuando se anuncian los desvíos de buques”. Por ello, 
Lorente anima a “reaccionar” y “no hacer más fuego con las ramas de nuestro árbol caído. Ahora es momento de buscar soluciones que satisfagan a ambas partes”, ya que la situación actual “crea inestabilidad”. 

“A mí no me importa lo que pueda cobrar un estibador. Sí que incido más en cuestiones más operativas, como la puntualidad o las condiciones en las que algunos estibadores puedan 
llegar a su puesto de trabajo”, denuncia Lorente.

El presidente de MSC denuncia además el papel que ha jugado la Administración Central en todo este conflicto: “Los políticos en España no han destacado por saber solucionar los problemas que ha tenido el sector de la estiba en este país”. Hay un marco europeo en el que la solución ha de basarse, afirma Lorente, “pero el Gobierno, que ha tenido una mayoría absoluta, quiere cerrar ahora el proyecto con demasiadas prisas, cuando sabía que la reforma de la estiba era una patata caliente que tenía que solucionar. No creo que el papel de los políticos sea el de solucionar los problemas de la estiba”.

Tráfico reefer
A pesar de la complejidad de este tipo de tráfico, “en el momento en que decidimos entrar en este segmento del shipping lo hacemos con pasión e intensidad”, afirma Lorente. “Poco a poco nos hemos ido haciendo un hueco. Además, hemos contado con el apoyo de nuestros clientes. 

Hemos invertido y hecho una apuesta muy grande tanto en la adaptación de los buques como en la adquisición de una flota de contenedores”, afirma el presidente de MSC.

“Hemos dotado a nuestra gente de capacidad y formación, y creemos que vamos a seguir 
creciendo en este segmento, sobre todo gracias a un equipo capitaneado por Julio Néstar”, asegura Lorente.

Futuro
¿Y a partir de ahora? “MSC tiene 47 años. MSC España cumplimos 35 años. Estamos prácticamente en pañales”, asegura Lorente. “La compañía, gracias a las nuevas generaciones, tiene el futuro asegurado. Ahora tenemos que prestar más atención a los avances tecnológicos, tanto en España como a nivel global”. De hecho, Lorente avanza que MSC está elaborando “un proyecto informático para que nuestros clientes se acerquen a nosotros de una manera más directa”.

“En cuanto a mí, Paco Lorente no es nadie. He tenido la suerte de trabajar en una compañía magnífica. Desde la central siempre han depositado en nosotros una confianza total, y jamás se nos ha reprochado nada. Sigo teniendo mucha energía y capacidad, y quiero seguir siendo útil. Ahora tengo un compromiso con la presidencia de continuar unos años más”, afirma Lorente. 

“Estoy satisfecho de la gente que viene detrás. Está muy bien preparada y con un gran compromiso. Espero que las personas que recojan el testigo me hagan un poco malo”.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu