jueves, 15 de diciembre de 2016

IDC muestra su satifacción por el nuevo Reglamento Europeo de Puertos


El International Dockworkers Council (IDC) valora positivamente la aprobación del Parlamento Europeo del Reglamento de Puertos que fue votada ayer en el pleno de la Cámara. 

Veintepies 15/12/2016

Tras años de negociaciones con las diferentes patronales y los trabajadores, el nuevo Reglamento permitirá mantener los actuales modelos de gestión de las instalaciones, con indiferencia del Estado miembro y, sobre todo, se enfoca en las condiciones de los trabajadores de los puertos, un factor, como siempre ha defendido el IDC, clave en la competitividad y el futuro de la economía.

Para el Coordinador General del IDC, Jordi Aragunde, “esta noticia es positiva ya que demuestra un cambio de tendencia y permitirá que los trabajadores portuarios estén amparados por una legislación común y superior a la de los Estados miembros. No obstante, creemos que debería haber sido más preciso en la defensa de las condiciones laborales, que podrían verse afectados en el caso de un cambio de titularidad en una determinada empresa concesionaria”.

Según Aragunde “esta aprobación del Parlamento Europeo supone que los estibadores de los puertos están haciendo un muy buen trabajo en aras de la prosperidad económica y productiva del sistema. Sin embargo ahora debemos enfocarnos en la aplicación del nuevo Reglamento en lo que concierne a la automatización de las terminales, ya que de ésta dependen miles de puestos de trabajo en los puertos de todo el mundo. Es responsabilidad de todos potenciar las terminales humanas frente a la progresiva robotización de las concesiones”.

El IDC reconoce el trabajo que ha realizado el ponente del Reglamento, el alemán Knut Fleckenstein, que se ha encargado de su tramitación parlamentaria y se apunta a las palabras del eurodiputado en la sesión plenaria “La transparencia financiera es un elemento central del acuerdo, lo que debe facilitar el trabajo de la Comisión para un régimen coherente sobre ayudas de Estado, e impulsar al mismo tiempo la inversión en puertos”. 

Cabe destacar que los trabajadores portuarios han logrado durante el proceso de negociación que tanto los servicios prestados para la manipulación de mercancías como para el transporte de pasajeros estén sujetos a un control financiero ejercido por la Comisión Europea, pero estarán exentos en lo que se refiere a la organización de los servicios portuarios.

Respecto al control desde la Unión Europea de las ayudas estatales a cada puerto, el IDC incide en que el Reglamento aprobado debería haber ido más allá y dar mayor importancia a que los recursos generados en las instalaciones europeas deben de ir dirigidos hacia la creación de nuevos empleos, la formación y la seguridad de los trabajadores.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu