viernes, 21 de octubre de 2016

La rentabilidad en el transporte marítimo de contenedores volverá en 2017

Desde la consultora Drewry esperan una ligera recuperación del mercado durante los próximos meses. 
Contenedores puerto China








Una vez que se ha tocado fondo, sólo se puede subir. Con esta premisa básica se podría definir la situación actual del transporte marítimo de contenedores.
Tras soportar los precios más bajos de su historia en el primer semestre de 2016, lo que ha provocado una caída generalizada en los ingresos de los principales operadores del mundo, desde Drewry esperan una leve recuperación gradual del mercado, aunque leve, durante los próximos meses. 
Así, aunque la industria del transporte marítimo de contenedores finalizará el 2016 con unas pérdidas cercanas a los 4.500 millones de euros, según las estimaciones de la consultora, los expertos esperan una “modesta” ganancia operativa de 2.300 millones de euros en 2017 para el sector.
Entre las razones que propiciarán este crecimiento se encuentran un aumento de los fletes y de los volúmenes de carga, en parte por la nueva era que ha traído consigo la caída de Hanjin, y el hecho de que la cartera de pedidos se encuentre “en un punto muerto” mientras aumenta el desguace, ya que uno de los problemas que viene lastrando al segmento es su exceso de capacidad.
Agravio comparativo
Pese a la mejora de las perspectivas, desde Drewry recuerdan que la industria está lejos del rendimiento de otros años y que el sector se enfrenta ahora a nuevos retos imprevistos hasta la fecha, como el hecho de que los acreedores no siempre salgan al rescate.
Ante el probable aumento de los precios de combustible, las navieras deberán ser extremadamente cuidadosas con los costes. Del mismo modo, aunque las órdenes se han frenado, la flota aumentará en los próximos dos años entre un 5% y un 6% anual debido a las entregas de los buques que ya están en construcción. Por otra parte, los ingresos que los expertos estiman para el sector en 2016, de 130.000 millones de euros, suponen un 35% menos que los ingresos cosechados en 2012.
A modo de respuesta, la industria del transporte marítimo de contenedores se está consolidando rápidamente, “más por necesidad que por otra cosa”. En este contexto, los operadores que puedan resistir “esta tormenta prolongada” tendrán la oportunidad de salir reforzados para liderar el mercado en los años 2019 y 2020.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu