viernes, 22 de abril de 2016

Julio Gómez-Pomar, secretario de Estado. "Se ha definido un plan de acción con 18 actuaciones prioritarias como la gestión de terminales intermodales".

"Nosotros decidimos acometer dos estrategias muy diferenciadas en el corredor, una para viajeros y otra para mercancías".



Puertos y Navieras 22/04/2016

Julio Gómez-Pomar, secretario de Estado de Infraestructuras, Transporte y Vivienda, estuvo presente en el Foro Ibercaja sobre logística y distribución organizado por el diario El Economista.

Gómez-Pomar abarcó temas de la logística y el transporte haciendo un repaso de todo lo que Fomento ha hecho en estos últimos 4 años y todo lo que queda por hacer para el desarrollo del sector logístico. El Corredor Mediterráneo fue el tema principal de su intervención a agradeció a los asistentes "la oportunidad de poder transmitir los avances que desde Fomento estamos promoviendo el el ámbito de la logística y el transporte". Avances en los que, eso sí, hay que reconocer la participación de los sectores logístico e industrial "en la generación de ideas y de conocimientos".

El sector de la logístico, que se estima en un 5,5 de PIB y que da empleo a unas 850 mil personas, "tiene una importancia creciente en todos los procesos productivos", añadió el secretario. " La reducción de costes y plazos de entrega es esencial par conseguir eficiencia y ampliar mercados". Gómez-Pomar quiso recordar que desde Fomento adquirió "desde el comienzo de la legislatura", dos grandes compromisos: "Elaborar  un estrategia logística que aborde de manera sistemática todas las necesidad del sector, y crear en el mercado de la secretaría de Estado de infraestructura, vivienda y transporte, la unidad logística encargada de asegurar la coordinación de todas estas actuaciones a nivel nacional", comentó el secretario. 

Además, habló de los cuatro grandes objetivos establecidos en el denominado Foro de la Logística y del grupo de Trabajo creado por las Comunidades Autónomas. Al primero se refirió como el impulso del propio sector logístico como motor de la economía. 

El segundo; la eficiencia y sostenibilidad en el sistema de  transporte, poniendo el foco también en la intermodalidad. También comentó la necesidad de desarrollar la red intermodal que permita prestar servicios logísticos completos e integrados, y por último de potenciar el papel de España como puerto de entrada, centro de distribución de mercancías intercontinentales para Europa. "Para alcanzarlos hay que aprovechar la posición geoestratégica en el Mediterráneo y los lazos con América Latina para vender una marca de calidad en una economía globalizada y cada vez más especializada.  Queremos que desde otros países se piense en España como un lugar de oportunidades donde invertir porque hay capacidad logística de calidad y además, ocupamos una posición geográfica que permite el encaminamiento de las mercancías de forma eficiente y abrir canales de asamblaje y distribución de productos a otros países", explicó Gómez-Pomar. 

Todo ello, aseguró y reconoció el secretario, sin olvidar ciertas carencias que tiene el sistema en España, tales como: "Aumentar la participación de la cuota modal de transporte de mercancías por ferrocarril,  que representa un porcentaje muy pequeño, superar la excesiva atomización de las empresas del sector, mejorar el sistema formativo español de cara a dotar de recursos humanos cualificados al sector logístico e impulsar el empleo de las CIS, de las Tecnologías de Información y las Comunicaciones que hoy, todavía es reducido", explicó. 

Para ello, el secretario afirmó que han definido un plan de acción con 18 actuaciones prioritarias como la gestión de terminales intermodales o la ventanilla única, que tiene como objetivo la simplificación de trámites administrativos en los distintos modos de transporte: "Este proyecto busca desarrollar una plataforma tecnológica para una ventanilla única logística que permita extender a los modos terrestres las actuales característica de la plataforma Dueport aplica por Puertos del Estado. Las empresas del grupo Fomento: Puertos, Adif, Renfe… y la secretaría de Estado han firmado un convenio de colaboración para la inauguración de un plan maestro que permita establecer el contexto funcional y tecnológico de esta ventanilla única logística", continuó.

Así mismo, Julio Gómez-Pomar habló del proyecto Pegasus y del esfuerzo que están aplicando para la mejora de los accesos terrestres a los puertosmediante la creación del fondo financiero para la accesibilidad terrestre portuaria, que han puesto en marcha con el objetivo de mejorar la conectividad viaria y, principalmente, ferroviaria con los puertos. Este fondo tiene previsto destinar hasta 467 millones de euros en el plazo desde aquí hasta 2019.

Respecto al Corredor Mediterráneo, uno de los temas más importantes y sensibles, Gómez-Pomar  admitió que a pesar de su importancia, "no ha habido una estrategia para él hasta diciembre de 2012. "Nosotros decidimos acometer dos estrategias muy diferenciadas en el corredor: Una para viajeros, donde decidimos continuar con la construcción de líneas de  AVE a largo plazo, y otra para mercancías, donde es indispensable dar soluciones a corto plazo a la conexión ferroviaria de todas las industrias y puertos de todo este arco con Europa. Este es el elemento clave de todas las actuaciones respecto al corredor". Además continuó diciendo que han asignado un presupuesto para el periodo 2012-2016 de 6.350 millones de euros para el corredor: "El proyecto de implantar ancho europeo, ya sea con tercer carril o con tramos específicos, actúa sobre 570 kilómetros", especificó.

Sobre el transporte marítimo respecto a este asunto, explicó que una de las principales  rutas es la que cruza el Índico desde el Mar de China hasta Centro Europa. Por tanto, una vez finalizado el Corredor Mediterráneo, se plantean dos opciones: Continuar la navegación por Gibraltar hasta el Mar del Norte, en un trayecto de entre 3.000 y 4.000 kilómetros; recomponer la mercancía en uno de estos puertos y trasladarla por ferrocarril o carretera a el destino en un hinterland de unos 400 km, o atracar en un puerto mediterráneo, ahorrándose esos 4.000 kilómetros, recomponer la mercancía y trasladarla por ferrocarril a una distancia de unos 800 o 1.500 km adicionales a los que hubiéramos tenido que realizar si se hubiera descargado en el Mar del Norte.

La ganancia de tiempo de esta segunda opción sería de unos 4 o 5 días, 25 días en una ruta completa. "Ello justifica claramente el rencaminamiento del ferrocarril desde los puertos mediterráneos y para ello, tendríamos que tener en nuestros puertos y operadores ferroviarios la suficiente capacidad logística combinada con tarifas atractivas", comentó. Otra de las medidas que quiso destacar fue el desarrollo de acuerdos con los sectores logísticos de acuerdo a potenciar la participación del ferrocarril en la cadena de transporte. Según explicó, se han firmado cuatro acuerdos con el sector de gran consumo, del automóvil, con el sector químico y con el sector de la industria siderometalúrgica. "Todos ellos buscan favorecer el uso ferroviario en sus industrias", puntualizó.

Otro punto débil del sector en nuestro país es la formación, "que tiene como como aspecto desarrollar y elevar la cualificación de los profesionales del sector". Gómez-Pomar dijo que se ha llevado un estudio comparativo con otros países europeos para ver los posibles elementos de mejora tanto en el ámbito de Formación Profesional como en el ámbito de la Formación Universitaria. "El estudio evidencia la necesidad de una formación dual en transporte y logística tanto académica como práctica y, en el ámbito de la Formación Universitaria, es conveniente disponer de una mayor formación en grado ya que en la actualidad la oferta más importante se da en los estudios de pos grado", admitió.

Por último recordó que se han aprobado 12 proyectos en España que más o menos tendrán una inversión de 6 mil millones y crearán 5.500 puestos de trabajo en el sector de infraestructuras e innovación y otros 2 proyectos en el transporte: uno privado para reemplazar buques poco eficientes desde el punto de vista medioambiental y energético por nuevos navíos propulsado por gas natural licuado y otro promovido por Fomento para construir los accesos ferroviarios a los puertos. 

Finalmente, Gómez-Pomar quiso agradecer  a todo el sector logístico e industrial el esfuerzo realizado. "Es tarea de todos y todos somos necesarios para que el desarrollo tenga el éxito asegurado. Tenemos un compromiso", concluyó.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu