martes, 13 de octubre de 2015

Incumplimiento de la sentencia de la estiba.

La Comisión estudia seriamente pedir al Tribunal que sancione a España. Pero tarde.



Puertos y Navieras 13/10/2015


La Comisión Europea, tras la visita del presidente de Puertos del Estado, hace dos semana y su petición de una extensión del plazo para seguir negociando una salida a la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea, TSJUE, contra el sistema actual de la estiba, puede no esperar más. 

En palabras a este medio, la Comisión Europea ha dicho no estar satisfecha con el proceso negociador que se ha llevado hasta este punto, considera inaceptable las propuestas de Coordinadora y "estudia seriamente" referir el incumplimiento de España al Tribunal de Justicia de la UE en Luxemburgo para que decida las oportunas sanciones al Reino de España.
 
La Comisión quiere dejar bien claro que está dando suficiente tiempo al gobierno de España al considerar que este no es un proceso fácil. Sin embargo, estudia seriamente tomar la decisión de referir el incumplimiento al Tribunal de Justicia. Recientemente, la misma Comisión advirtió al Reino de Bélgica sobre la no conformidad de su sistema de dos pools de contratación de estibadores con la legislación europea. En un proceso muy similar al que llevó a España ante el Tribunal Superior de Justicia de la UE.
 
Se puede decir que, en ambos casos, la Comisión Europea está perdiendo la paciencia con los dos gobiernos y, en el caso español, está considerando no esperar más. Sin embargo, la decisión de referir el caso otra vez al tribunal necesitaría de casi dos meses de preparación, según la Comisión, es decir, incluso aunque la decisión se tomase hoy mismo se tardaría dos meses en llevar el caso español otra vez ante el Tribunal Superior de la EU. El gobierno de España puede respirar tranquilo ya que ha conseguido el aplazamiento necesario y antes de las elecciones no habrá sanciones. De hecho, las sanciones puede que lleguen bastante más tarde, en febrero o marzo, incluso si hoy mismo la Comisión Europea decidiese tirar la toalla y referir el incumplimiento español al TSJUE.
 
Lo que sí es verdad es que la petición de extensión de plazo, que acababa el 30 de septiembre, por parte del Reino de España, no ha agradado a la Comisión, que considera que se debería estar haciendo más por lograr una salida negociada al incumplimiento. Por tanto, ha querido dejar bien claro que no considera satisfactoria la petición de aplazamiento y, por consiguiente, se ve forzada a estudiar los argumentos a llevar ante el tribunal por el incumplimiento de la sentencia.
 
La realidad es que como no se ha tomado ninguna medida legislativa por parte de España, parecería fácil referir su incumplimiento al TSJUE. Parece ser que la mecánica del tribunal y del denunciante, en este caso la Comisión, requiere la preparación de un extenso argumentario contra el Reino de España.  ¿Sería quizá por que la sentencia no es del todo clara, en que es lo que se quiere?
 
Lo que ha podido saber este medio es que durante todo este tiempo la Comisión no ha estado en silencio y ha propuesto a España numerosas vías de solución del problema con ejemplos en la práctica de la estiba en otros puertos de la UE, que sin embargo no quiere nombrar para evitar agravios comparativos. Estas "buenas prácticas" de otros puertos han sido trasladadas al gobierno de España para que tomase las medidas adecuadas y se reflejasen en la salida negociada al cumplimiento de la sentencia. Pero esto no se ha dado y, por eso, está perdiendo la Comisión la paciencia.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu