jueves, 30 de abril de 2015

PRESENTE Y FUTURO DE LOS TRANSITARIOS

Estos tiempos de cambio y de adaptación a las nuevas revoluciones tecnológicas 2.0 y al efecto amplificador de la globalización, no dejan indiferentes a los actores de la cadena de transporte. El progresivo aumento en el tamaño de los buques portacontenedores, principalmente, y de otros tipos, que ponen los navieros en circulación, conlleva para estos una progresiva preocupación por los costes/ingresos que les está llevando a ampliar el ámbito de su actuación en la cadena de transporte. 


Naucher 29/04/2015
De modo que no es nada extraño hoy ver como los navieros acuden o son llamados para ofertar en los concursos temporales de fletes que ponen en el mercado los “clientes finales”, sobre todo si estos son de una dimensión considerable. La presencia de los grandes navieros en el trafico puerta a puerta (door2door) es un hecho que se vienen repitiendo desde hace algún tiempo. Hoy es una realidad y en el próximo futuro esta situación se va a incrementar.
Hay que llenar los barcos, cada vez más grandes. Se hacen alianzas para repartir costes. Pero hace falta garantizar ingresos. No hace mucho que el director general de una empresa típicamente naviera dijo públicamente que los tres primeros armadores de contenedores, no son tales, sino pura y simplemente operadores logísticos.
Entran de lleno en la globalidad de la cadena de transporte, territorio reservado hasta la fecha a los transitarios, Freight Forwarders o 3PL. Y esta es la realidad. Publicado está que un alto directivo de MSC en Estados Unidos ha puesto de manifiesto que un 35% de su carga proviene de los cargadores directamente (grandes cargadores, o benefit cargo owners, dicen ahora), otro 35% de los NVO (transitarios, FF, 3PL) y el resto de varias fuentes.
Así es que esta es una realidad a la que debemos enfrentarnos, sin grandes aspavientos. Las cosas son de esta manera y así van a ser en el futuro próximo. La buena noticia es que cuando aparecen los problemas –buques que no cumplen los schedules, huelgas en determinadas zonas que desbaratan los planes, etc-, es el 3PL quien soluciona el asunto. Señalaba un alto cargo de Agitlity que los navieros deberían comprender este hecho y vender conjuntamente con el 3PL, no compitiendo con él. Nos tememos que eso no será posible en un gran número de casos. Ya sabemos cómo en nuestro país más de un big carrier dispara contra todo lo que puede siempre que se trate de contenedor completo. Y es perfectamente lícito
Y no olvidemos las TIC: otro alto cargo de K+N ha informado que en Silicon Valley hay quien está ya estudiando una plataforma TIC para manejar la cadena de transporte puerta a puerta. No sabrán de logística, pero sí de TIC.
Pensemos: tenemos las páginas web con los schedules, las tarifas, el e-document, el express (reléase B/L). No tardará mucho en existir la aplicación para que los grandes clientes utilicen estos instrumentos con sus grandes contratos FCL y, hasta si me apuran, LCL.
Pero… ¿Dónde quedamos?
Pues afrontando estas realidades, siempre va a quedar espacio para la profesionalidad. Para el valor añadido. Que no es solo una palabra. Que debe de ser un leitmotiv para el transitario. Valor añadido para su cliente: consultoría, gestión documental que muchas –muchísimas- veces no es sólo un express B/L desde Barcelona a Nueva York. Que la globalización nos lleva cada vez más a las transacciones DDP y DDU donde nuestra gestión es de muy alto valor si la prestamos correctamente.
Pero resulta indudable que si no invertimos en las TIC; en la formación de las personas que ejercen la profesión (no se debe olvidar que por cada euro en formación retornan 5); no nos coordinamos con nuestros clientes y entramos decididamente en su cadena de suministro asumiendo funciones que les permita comercializar más y mejor; no asumimos en su totalidad el concepto globalización (si bien hay sitio para los quieren especializarse en un nicho también es cierto que se requiere mucha especialización y mayor valor añadido; y no tomamos conciencia de estar presentes en los foros donde se discute acerca del futuro de los intercambios y las cadenas de transporte; perderemos el tren.
Y este discurso, que es eminentemente marítimo, con ligeras variantes, vale para la intermodalidad, el transporte aéreo, y desde luego, el terrestre. Si bien este ultimo modo ya conoce esta realidad desde hace algún tiempo.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu