lunes, 23 de febrero de 2015

Coordinadora suspende los preavisos de huelga en los puertos hasta la reunión del jueves con la ministra de Fomento

En una reunión de urgencia celebrada en Madrid este viernes 20, en la que se ha llegado a hablar con el presidente de Puertos del Estado, se ha reabierto la posibilidad de diálogo y se ha acordado una reunión con la ministra para el próximo jueves 26 de febrero.
En una reunión de urgencia celebrada en Madrid este viernes 20 de febrero, Coordinadora ha decidido posponer hasta el próximo jueves todas las medidas de presión en respuesta al documento que ha preparado el Gobierno español de reforma del sector de la estiba para dar respuesta a la sentencia del Tribunal Europeo de Justicia que declaró ilegal el actual modelo recogido en la Ley de Puertos.
Para este próximo jueves se ha pactado una reunión entre el secretario general de Coordinadora, Antolín Goya, y la ministra de Fomento, Ana Pastor, a la que también asistirá el presidente de Puertos del Estado, José Llorca. De los acuerdos o compromisos que se consigan en este encuentro dependerá la convocatoria o no de movilizaciones.
La propuesta de reforma va a ser presentado a la Comisión Europea esta próxima semana, pero la filtración de la misma a la prensa este pasado jueves ha desatado todas las voces de alarma entre los sindicatos estibadores que la consideran “inaceptable” al pretender la liquidación de las actuales Sageps y la práctica liberalización de la actividad estibadora en los puertos españoles.
Reacción de Coordinadora
Por ello, nada más conocerse la propuesta del Gobierno, Coordinadora organizó asambleas en todos lo puertos de interés general para informar a los trabajadores y proponer movilizaciones. Es más, en algunos enclaves se ha practicado desde el jueves huelgas de “brazos caídos” lo que en la práctica ha supuesto la ralentización de las labores de estiba, reduciendo al mínimo los movimientos por horas.
En la reunión de este viernes, Antolín Goya y el resto de responsables de zonas de Coordinadora han expresado la consternación e indignación que ha provocado el conocimiento de la propuesta de reforma del sector. De hecho, el objetivo firme era “presentar un preaviso de huelga en los puertos españolespara responder con contundencia a la agresión contra su profesión que supone la propuesta de modificación de la Ley de Puertos presentada por Puertos del Estado a Europa”, según señala Coordinadora en un comunicado.
Durante el encuentro, Goya ha hablado incluso con José Llorca lo que ha permitido reabrir la posibilidad de diálogo con una reunión con la ministra el próximo jueves 26 de febrero.
A pesar que Coordinadora reitera que rechaza de manera contundente la propuesta del Gobierno, en un ejercicio de “responsabilidad y de flexibilidad”, tras un intenso debate interno, el principal sindicato de la estiba ha decidido abandonar cualquier medida de presión hasta tener una conversación con la ministra y comprobar que sigue vigente el compromiso de diálogo y negociación que adquirió el pasado 19 de noviembre.
Que la solución a esta crisis llegue desde el diálogo es la prioridad para el colectivo de estibadores, señala el sindicato en un comunicado ‘express’ emitido tras el encuentro. Sin embargo, según palabras de Goya, bajo ningún concepto “vamos a aceptar propuesta alguna que hipoteque el futuro de nuestra profesión”.
La actitud de Llorca “no tiene nombre”
Por su parte, Miguel Rodríguez, responsable de la zona de Canarias de Coordinadora a declarado a cadenadesuministro.es que la actitud de José Llorca “no tiene nombre”, porque “nosotros siempre hemos mantenido que el primer paso de la reforma siempre correspondía a Puertos del Estado pero previamente a presentarlo a la Comisión Europea el compromiso era pactarlo con nosotros, cosa que no ha sucedido”.
Es más, para Rodríguez, las pretensiones de reforma del Gobierno van más allá de lo que dispone la sentencia del Tribunal de Justicia de Luxemburgoque en ningún caso dice que las Sageps tengan que desaparecer”.  En su opinión, las empresas estibadoras no van a permitir que se les diga como gestionarse“. “Es un atentado a la libertad de empresa obligándoles a tener un número de trabajadores concretos”, incide Rodríguez.
Para el sindicato todo es una provocación, porque “hace cuatro años nos obligaron a constituirnos en una sociedad anónima y ahora nos dicen que todo esto ya no vale. Es un sin sentido”.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu