jueves, 18 de diciembre de 2014

LAS PRINCIPALES ENTIDADES PORTUARIAS EUROPEAS INSTAN A LA COMISIÓN A NO MODIFICAR LA LEGISLACIÓN

La denominada comunidad portuaria europea, formada por entidades empresariales y representantes laborales ha instado, en un comunicado remitido a la Comisión Europea, a que se abstenga de realizar nuevas propuestas legislativas que tengan una relación directa con las condiciones de trabajo en los puertos europeos y/o la mejora de la competitividad y de las escalas en las instalaciones. 


Naucher 18/12/2014

La Federación Europea de Transporte (ETF) y el Consejo Internacional de Trabajadores Portuarios (IDC), como parte sindical; conjuntamente con la Federación Europea de Operadores Portuarios Privados (Feport) y la Organización Europea de Puertos (ESPO), en representación de empresas y puertos; han remitido a Bruselas una nota en la que expresan que “para mantener la paz social en los puertos comunitarios se debe realizar un diálogo continuo y abierto entre los interlocutores sociales y, en su caso, con las instituciones”.
En este sentido abogan porque “el papel de las instituciones europeas debe servir principalmente para asegurar las mejores condiciones para establecer puentes de diálogo y ayudar a los interlocutores sociales a llegar a acuerdos sobre asuntos que permitan el desarrollo continuo del sector”, en clara referencia a la sentencia de la estiba dictada por el Tribunal de Luxemburgo contra España el pasado día 11 de diciembre.
Las cuatro entidades han recordado que en junio del pasado año, y con el apoyo de la Comisión Europea, se conformó el comité de diálogo social sectorial para los puertos, un órgano a través del cual los interlocutores sociales tienen la intención de trabajar juntos para contribuir a la mejora de las condiciones de trabajo de las personas empleadas en el sector, así como para mejorar la competitividad y la productividad en los puertos europeos.
Las entidades firmantes opinan que el citado comité debe cooperar en el diálogo social en los puertos y también a escala nacional, en conformidad con las leyes de cada Estado y de la UE, los convenios colectivos y los modelos de organización existentes en los distintos puertos. Según las organizaciones, cuando se precisa realizar cambios en los modelos, éstos se deben negociar con los interlocutores sociales. En este sentido, afirman que las entidades sindicales ya están discutiendo temas clave como la formación, la cualificación profesional, la salud, la seguridad o la igualdad entre los sexos. Además, pretenden ampliar el alcance de los debates al respecto de la innovación en el sector portuario, con el objetivo de seguir siendo competitivos.
En este ámbito, las cuatro entidades afirman que las nuevas propuestas legislativas presentadas por la Comisión Europea en relación con los puertos y las políticas de liberalización de los servicios, pueden dificultar y ralentizar el diálogo entre empresas y trabajadores o, en el peor de los casos, paralizarlo.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu