lunes, 10 de febrero de 2014

El acceso ferroviario a los puertos valencianos es “fundamental en la política territorial valenciana”

Así lo ha asegurado Isabel Bonig, consejera de Fomento de la Comunidad Valenciana, para quien es “esencial” disponer cuanto antes del Corredor Mediterráneo para solucionar los problemas con los anchos de vía.
La consejera valenciana de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente, Isabel Bonig, ha declarado, en una conferencia sobre la integración y la influencia entre el puerto y la ciudad, que el acceso ferroviario a los puertos “es fundamental en nuestra política territorial” y ha calificado al Corredor Mediterráneo como “una ocasión única para la revitalización económica de la fachada mediterránea y, con ella, de buena parte de la península”.
La consejera, durante esta jornada celebrada en la Universidad Católica de Valencia el pasado 6 de febrero, ha lamentado la situación actual de las comunicaciones ferroviarias para el transporte de mercancías. Así, a pesar de lasbuenas conexiones por carretera entre los puertos de interés y la Península, no podemos decir lo mismo de la red ferroviaria”, situación que, según la consejera, ”hay que corregir”. AdemásBonig ha señalado que es “esencial” disponer cuanto antes del Corredor Mediterráneo, para solucionar el problema de los diferentes anchos de vía.
Para alcanzar este objetivo, el Ministerio de Fomento asumió el compromiso de que los puertos de Castellón y Valencia estuvieran conectados con las red ferroviaria en ancho europeo en 2015 y el de Alicante en 2016. De hecho, las obras ya han comenzado en el tramo Moncófar-Catellón.

La línea Sagunto-Teruel-Zaragoza de “interés estratégico”
Por otra parte, junto al Corredor, la Generalitat también trabaja en otras conexiones ferroviarias que tienen un interés estratégico, como es el caso de la línea Sagunto-Teruel-Zaragoza, que tiene un presupuesto para realizar los estudios de los tráficos de mercancías de 45.000 millones de euros en 2014 repartidos entre las comunidades valenciana y aragonesa, según lo publicado en los Presupuestos Generales del Estado.
En concreto, la modernización de esta última línea resultaría de vital importancia, al ser la única con ancho ibérico a partir de 2015 en algunos puertos valencianos, cuando está previsto que entre en funcionamiento el ancho internacional del Corredor Mediterráneo. Debido a esto, los puertos quedarían sólo comunicados por el tercer carril, algo de lo que ya alertó Ferrmed recientemente y que podría perjudicar a los operadores privados nacionales a tener que adaptar sus vagones.
Inversión en logística
Asimismo, Bonig ha recalcado que el transporte de mercancías por ferrocarril necesita otros aspectos, como un cambio normativo que determine un marco jurídico estable, la creación de plataformas que permitan concentrar la carga que requieren los ferrocarriles y la utilización del ‘ferroutage’, es decir, la carga de camiones sin cabeza tractora en ferrocarril para su posterior traslado por carretera al destino.
En este punto es clave la logística porque, según ha expresado Bonig, “no se trata sólo de que las mercancías lleguen y salgan por los puertos valencianos, sino de que parte de esas mercancías puedan ser gestionadas en instalaciones de la región y que en ellas se les añada valor antes de ser enviadas a otros lugares”.
“Ese valor añadido ha de traducirse en instalaciones logísticas, empresas y puestos de trabajo y en ello trabajamos desde la Comunidad Valenciana, paracrear una red de nodos logísticos aprovechando nuestra situación geográfica estratégica y poder convertirnos en la puerta Sur de Europa”, ha concluido.


"La emancipación de los trabajadores será obra de los trabajadores mismos o no será"

 
RSS FeedSubscriu